GESTION DE LA TESORERÍA

Un blog para gestionar y entender la Tesorería en la empresa

Medios de cobro y pago II: el cheque


El cheque no es más que un documento consistente en un mandato de pago que permite a su poseedor recibir una cantidad determinada de dinero contra los fondos que la persona que firma el cheque (denominado librador) tiene en una entidad bancaria. Existen diferentes tipos de cheques, los cuales definimos a continuación:

– CHEQUE NOMINATIVO: el cheque nominativo no es más que aquel cheque que se transmite por simple entrega, con la característica especial de no poder ser endosado, es decir, no puede cederse en favor de otro, dado que en el cheque aparece explicitamente el nombre de la persona que puede cobrar dicho cheque.

CHEQUE AL PORTADOR: al contrario que el cheque nominativo, el cheque al portardor si puede ser endosado ya que el tenedor del mismo, será aquella persona que pueda cobrar dicho cheque. En este caso, en la denominación del cheque ha de aparecer expresamente la frase “AL PORTADOR”.

– CHEQUE A LA ORDEN: Cheque nominativo que puede ser endosado mediante declaración escrita del titular en el propio documento.

– CHEQUE CONFORMADO: Cheque en el que la entidad bancaria acredita que el emisor del mismo dispone de fondos suficientes, los cuales son retenidos hasta efectuar su pago. El vencimiento para el pago del cheque será fijado expresamente en el cheque o por el contrario se fijará en 15 días, según la Ley Cambiaria y del Cheque.

– CHEQUE CRUZADO: Cheque en el que se trazan dos rayas paralelas y que solo puede ser pagado a un banco o a un cliente de este. Si se expresa el nombre de una entidad entre las dos líneas, solo se podrá hacer efectivo a través de dicha entidad. Si entre las dos líneas figura la expresión “y compañía” o “y cía.”, podrá hacerse efectivo en cualquier entidad bancaria.

– CHEQUE EN MONEDA EXTRANJERA: el tenedor de un cheque en moneda extranjera, podrá recibirlo del librado en la misma moneda y si lo presenta a un tercero, éste podrá toamarlo al cobro o bien admitirlo a negociación o en firme abonándolo en la moneda en la que está extendido.

Básicamente estos son los tipos de cheques existentes. Los pagareś de cuenta corriente normalizados, aunque no son estrictamente cheques si tienen un formato muy similar y cuentan con especificaciones prácticamente iguales a éstos, con la salvedad de poseer un código de documento que permite a los sistemas automáticos de compensación, que no se pueda presentar al cobro con anterioridad a la fecha de vencimiento.

Navegación en la entrada única

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: